Un autónomo puede desgravarse ante Hacienda los gastos de comida aún sin haber llegado a un acuerdo empresarial. Deben considerarse gastos de promoción. Las comidas deberán tener siempre una relación con la actividad empresarial y poder justificar dicha relación.

Deja una respuesta